,

Congreso Internacional de Filosofía: “Recepciones de Ortega y Gasset en Chile”

Los días 30 y 31 de mayo, en el Centro Cultural de España de Santiago, tuvo lugar el Congreso Internacional: “Recepciones de Ortega y Gasset en Chile”.

Entre las entidades organizadoras y colaboradoras de este evento se encuentran: La Embajada de España, el Centro de Estudios orteguianos de Madrid, la Fundación Ortega y Gasset de Argentina, y la Fundación Millas, entre otras. Del mismo modo, colaboraron la Pontificia Universidad Católica de Chile, la Universidad de Playa Ancha, la Universidad de Chile, la Universidad de Valparaíso y la Escuela de Filosofía de la Universidad Católica Silva Henríquez.

Destacados académicos, rectores y decanos de diversas universidades permitieron abrir desde el trabajo del filósofo español, un enriquecedor diálogo en temas relativos a la ética, la literatura, la metafísica, la antropología y la estética.

Entre los consagrados panelistas se encontraba la académica de la Escuela de Filosofía de nuestra Universidad, Ailyn Bravo, quien propuso una discusión que permitió abrir los discursos de Ortega, a una contextualización que supera las distancias intelectuales y generacionales. El título de su intervención fue “Ética y Vida. Diálogo entre José Ortega y Gasset y Francisco Varela en torno al cuerpo como espacio ético”.

Desde su exposición, la docente Ailyn Bravo, vinculó la ética en la filosofía de Ortega con la propuesta cognitiva del neurobiólogo Francisco Varela, ya que, según la académica ambos pensadores muestran el fenómeno ético desde la superación de la dualidad sujeto – objeto. “El mundo es construido en la posibilidad del habitar como un Ethos que emerge desde nuestra capacidad de comprensión, esa comprensión se da por necesidad situada, contextualizada, circunstancializada, y más aún, diremos que se da desde la experiencia de tener un cuerpo”, indicó la académica en su presentación.

Este encuentro internacional resultó ser un espacio importante de reflexión filosófica puesta en diálogo con la realidad nacional actual y contingente. Y en este sentido, es posible afirmar que con dicho ejercicio el congreso cumplió con los objetivos de la organización, entre los que se encontraba la posibilidad de generar una lectura de la obra de Ortega y Gasset desde una perspectiva Latinoamericana.